Bizcocho sin horno

Muchas veces nos limitamos de hacer postres deliciosos por no contar con un horno en casa, en esta ocasión puedes aprender cómo hacer un delicioso bizcocho sin horno que quede esponjoso y con el mismo sabor de un bizcocho tradicional. Por eso, te enseñamos la mejor manera de probar esta delicia.

Ingredientes

Los elementos necesarios para el bizcocho sin horno son:

  • 5 huevos frescos
  • 20 mililitros de leche entera
  • 2 cucharadas de extracto de vainilla
  • 30 mililitros de aceite de cocina
  • 100 gramos de azúcar blanca
  • 100 gramos de harina normal de trigo
  • Media cucharadita de polvo de hornear

Preparación del Bizcocho sin horno

Para preparar este delicioso postre sigue este procedimiento con precisión.

  1. Separa las claras de las yemas en dos envases distintos con sumo cuidado para no colocar residuos de yema en las claras.
  2. Utilizar la batidora manual para batir las claras con un tercio del azúcar hasta obtener un resultado espumoso. Ahora puede ir agregando otras dos partes del azúcar batir aproximadamente de 6 a 7 minutos hasta que las claras queden a punto de nieve y finalmente se forme el merengue.
  3. Añadir las 5 yemas de huevo batir con movimientos envolventes de forma suave utilizando un batidor de globo. Es importante batir solo hacia un lado para que el merengue permanezca firme y el bizcocho sin horno pueda quedar esponjoso.
  4. A parte, se debe de cernir la harina con el polvo de hornear utilizando un colador de repostería y se vierte en la mezcla de huevo. También integrar con los mismos movimientos envolventes.
  5. Mezclar con movimientos suaves envolventes hasta que se obtenga una mezcla homogénea sin grumos. En este momento, se procederá a añadir la vainilla, la leche y el aceite en un bol aparte y una parte de la mezcla para poder unificar todo sin que se baje el preparado.

Preparación en la estufa

  1. En una olla de 10 cm de alto x 18 de ancho engrasada, agregar al fondo una hojita de papel encerado (de ser una olla de teflón solo papel en la parte inferior).
  2. Verter toda la mezcla lentamente y dar golpecitos para nivelar
  3. Encender la llama de la estufa lo mínimo que permita y dejar durante 60 minutos.
  4. Una vez se comprueba con palillo que está listo el bizcocho se puede remover y voltear para dorar por la parte de arriba 3 minutos.

“El silencio es el sonido de una buena comida” Jamie Oliver (Chef británico)

Deja un comentario